round image on layout top

THE WEEKEND EATING DISORDER

11 noviembre 2015 by Dr. Luis Almagro divider image

Quizás debamos comenzar por diferenciar que existen trastornos del comportamiento alimentario definidos y por otro lado conductas que si bien no representan un trastorno por sí mismos, sí que pueden sugerir o estar relacionados con patrones de comportamiento irregulares y que difieren de lo que entenderíamos como un modelo de conducta  de referencia.

Posiblemente no exista un único modelo alimentario que represente un estilo de vida saludable. En el que nosotros proponemos entendemos que la mayor parte de las comidas de un determinado periodo de tiempo, por ejemplo una semana, deben seguir el patrón de “alimentación saludable”.  Pero como comer no es solo alimentarse, es lícito que busquemos el placer en  una parte de nuestras comidas.  Lo que ocurre es que estas comidas  deberían ser lo que denominamos “ocasionales” y que junto a las “habituales” nos den un patrón equilibrado de alimentación. Es frecuente que esas “comidas ocasionales” las relacionemos con  momentos de ocio y generalmente las asociemos al  fin de semana. Aunque no tiene porqué ser así y cada uno puede y debe jugar sus cartas como quiera.

Obviamente debe haber límites en esas licencias,  una de las principales reglas que recomendamos para esas comidas ocasionales es que las raciones deben ser similares en cantidad a las raciones adecuadas. Y por supuesto que no existe obligación de cumplir religiosamente con esas comidas.

Hasta aquí todo es más o menos coherente, o así lo veo yo.

Lo que he me he permitido llamar “the weekend eating disorder”, (a algunos les sonará el binge eating disorder o trastorno por atracón)  obedece a un patrón de conducta alimentaria extrema, de comportamiento seguramente irracional, en el que esa flexibilidad del fin de semana se convierte en una conducta desbocada, sin límite alguno en cuanto a los tipos y cantidades de comida y en algunos casos también de bebida. La inhibición o falta de control más o menos voluntaria viene reforzada por un respaldo social de bastante tolerancia con ese comportamiento. Es como si durante ese periodo de tiempo no hubiera ley alguna y todo estuviera permitido, sin consecuencias de ningún tipo.

Posiblemente deberíamos plantearnos algunas cuestiones ¿a qué obedece realmente ese comportamiento? ¿obtienen esas personas alguna recompensa con ese comportamiento? ¿que buscan? ¿se ocultan o huyen de algo? ¿es simplemente un patrón aprendido y reforzado socialmente? ¿obedece realmente a una conducta patológica a la que algún día daremos forma? Podría ser de utilidad, si alguien se ve reflejado,  que nos expusiera su modo de entenderlo o vivirlo.

Como decíamos antes la búsqueda del placer es lícita, pero cuando ese placer  ha llegado a desplazar a la razón, entiendo que esa legitimidad se pierde. En todos los  aspectos  relacionados con la conducta, y no solo en la alimentaria, la moderación o el término medio debe estar en el centro de la mesa. Adoptar patrones de equilibrio nos debe permitir disfrutar de los placeres que sin duda alguna nos ofrece, por sensaciones y por cultura  la comida.

Consulta Dr. Luis Almagro. Consejos que te ayudan a adelgazar con salud.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentario


Username*

Email*

Blog / Homepage?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.



Siguanos en Facebook Siganos en Twitter

Articulos varios

divider image

Lo importante es comenzar

Todo proyecto ha de tener un punto de partida, y como humanos que somos, necesitamos recabar, aparte de nuestro listado interno de motivaciones, alguna referencia externa que ponga marco a nuestro propósito. Por ello unas veces es el inicio del año, otras, la famosa “operación bikini”, y así podríamos seguir enumerando hitos sociales...
leer mas

GASTEMOS ENERGIA

Que nadie piense que se trata de una proclama a favor de la desobediencia civil, ni por la insumisión, pero en momentos como los que vivimos, en los que el debate del ahorro energético genera todo tipo de controversias hay un gasto que nadie se debería atrever a discutir: el gasto energético fruto de nuestra […]
leer mas

leer mas

BIENESTAR DIGESTIVO: UN...

Es muy frecuente que, al confeccionar la historia clínica de los pacientes que acuden a consulta con el objetivo de perder peso, encontremos respuesta positiva al preguntar si tienen molestias digestivas que relacionen con las comidas. Ardor de estómago, hinchazón, pesadez, gases, estreñimiento…son algunos de los síntomas que a menudo...
leer mas

EL CUERPO ME LO PIDE

Con éste argumento tan poco consistente como frecuente de escuchar, son muchos los que tratan de explicar o justificar un comportamiento alimentario que puede que no sea el más adecuado. Parto de la base de que el acto de comer no es exclusivamente un acto biológico. en el que aportamos al organismo las sustancias y […]
leer mas


bottom round image

footer blue big nice

Clínica del Dr. Luis Almagro // Nutrición y Obesidad // Podemos mostrarle el Camino
Teléfono 952 86 04 47. Fax 952 90 27 68. email info@drluisalmagro.com
Avenida Ricardo Soriano, 13 2ª Planta.29601.Marbella

Ultima actualización: 12 noviembre 2015 @ 10:17