round image on layout top

MENU DEL DIA, COMER DE MENU

7 noviembre 2012 by Dr. Luis Almagro divider image
Print pagePDF pageEmail page


Quizás con la crisis haya descendido, pero ha sido y siguen siendo muy frecuente, sobre todo en las grandes ciudades la opción de comer cerca del lugar de trabajo el clásico menú del día.

Obviamente toda generalización acarrea errores, pero aún así trataremos de analizar estas comidas. Nos referimos a comidas de diario. No a comidas extras, de ocio o de celebración, este sería otro cantar.

Por un lado los propietarios de los bares/restaurantes intentan atraer a los clientes con opciones contundentes, abundantes y baratas. Es lícito, y debemos recordar que si optan por esto es porque es lo que la mayor parte de los clientes demandan.

Por otro lado la mayor parte de los clientes suelen optar por sitios donde “se come mucho y bien”, y además barato. Y si no es nuestro caso pero compartimos esa comida con compañeros, todavía es muy difícil arrastrar a la mayoría a la opción más saludable.

Así que deberíamos hablar de que existirían “responsabilidades” procedentes tanto del que ofrece como del que pide y come.

Por parte del que ofrece:  el bar o restaurante:

Habría que recordárles que es muy fácil, y además barato incluir opciones saludables en los menús. El resto pueden seguir siendo las habituales, debemos respetar el haber derecho de cada uno a elegir sus hábitos de vida

En los primeros puede haber una opción de caldo, sopa o crema de verduras, gazpacho o ensalada verde, verduras al natural… Ojo con las ensaladas. No por el hecho de llamarse ensalada siempre es un plato ligero.

También en los primeros deberíamos encontrar legumbres o guisos cocinados con verduras y con poca grasa. Saludables y muy rentables para el propietario.

En los segundos, muchas veces más que del producto dependerá del modo en que está cocinado, del tamaño de la ración y la cantidad de aceite utilizada en la preparación. Así, es habitual encontrar carnes y pescados a la plancha, que sobrenadan en una balsa de aceite, se acabo la opción ligera.

Y aunque pidamos al camarero que nos lo hagan con poco aceite, el mensaje llegará a la cocina, seguramente en un momento inoportuno, y el plato saldrá como estaba inicialmente previsto.

Se pueden ofrecer para los segundos platos distintos tipos de guarniciones ligeras, verduras al vapor, ensaladas,

También se podría dar la opción (se hace en algunos sitios) de reducir la cantidad total de comida, con una ligera disminución del precio. Bien permitir al cliente optar por un solo plato (primero o segundo) y postre. O bien medias raciones (media ración de primero y media de segundo).

Por parte del que pide y luego come:

Analizar bien el sitio a donde acudir, y no sentir vergüenza a la hora de sugerir a los demás un sitio apropiado.

Si se trata de un sitio habitual, donde comemos con frecuencia. hablar con los responsables, generalmente darán facilidades. Si nos permiten elegir un solo plato, se puede optar por legumbres, guiso, arroz o pasta, pero valorando el modo en el que estén cocinados. Si optamos por un solo segundo, ojo a la guarnición.

Si hay dos platos en el menú. Elegir aquellos más ligeros y saludables. Muchas veces pueden ser los primeros. Es decir elegir una crema de verduras y una ensalada o  una ensalada y un plato de legumbres o guiso si no va cocinado con mucha grasa, un plato de pasta sin mucha salsa o de arroz.

No caer en el error frecuente de que por llamarse verdura, ensalada o estar cocinado a  la plancha siempre es un plato ligero.

Como siempre ojo con el tamaño de ración. Podemos dejar algo en el plato o antes de empezar repartir una parte para el resto. Siempre hay un voluntario/a.

Pedir que no nos aliñen las ensaladas o verduras al vapor. Cuidado con las verduras salteadas, generalmente rebosan aceite.

Ojo con los guarniciones de los segundos, sobre todo las patatas fritas. Si evitamos tenerlas delante estaremos reduciendo riesgos

Cuidado con los fritos, incluso pescados. En la mayor parte de estos sitios la fritura no es todo lo saludable que debiera, y los alimentos terminan absorbiendo mucho aceite

Evitar el pan como acompañamiento y como bebida agua, casera o  refresco ligth.

Como postre café o infusión. Opción fruta o yogur (es difícil que sea desnatado) si hemos hecho un plato único.

Ya hemos dicho que toda generalización acarrea errores, y estoy seguro que existen multitud de sitios donde todo esto está considerado. Además tampoco pretendemos imponer “la opción unica”. Sino dentro de varias, una opción para aquella persona interesada en cuidar su forma habitual de comer.

Pero, en general, y por la salud de todos, me atrevería a pedirles que se acostumbraran a cocinar con menos aceite y menos grasa y que redujeran las cantidades habituales de las raciones.

Dr. Luis Almagro. Marbella. Consejos que te ayudan a adelgazar.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentario


Username*

Email*

Blog / Homepage?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.



Siguanos en Facebook Siganos en Twitter

Articulos varios

divider image

EL EJERCITO ENEMIGO II

En la primera entrada, dividimos los componentes del ejercito enemigo en la guerra contra los kilos de más, en tres batallones. Hoy nos toca hablar del segundo: INFLUENCIAS EXTERNAS El modelo alimentario habitual generalizado. Lo que se entiende por comer normal. Hemos desarrollado un modelo de sobreabundancia, tanto en disposición de comida...
leer mas

El carro de la compra

Articulo publicado en la Tribuna de Marbella Tres son los pilares fundamentales para una alimentación correcta y equilibrada. A saber: una adecuada elección de los productos que van a conformar nuestro menú, una cantidad razonable de los mismos y una apropiada forma de prepararlos. Esto debiera ser la base en la mayor parte de las […]
leer mas

BASTA YA DE BUENOS PROPOSITOS

 Cada año en estas fechas son muchos los que se plantean  adelgazar o bajar de peso. Muchos de ellos lo han intentado varias veces, pero otros ninguna. Unos  han conseguido bajar peso alguna vez y otros no. Unos han conseguido mantenerlo y otros no. y cada uno adopta las medidas que considera más adecuadas, a […]
leer mas

¿CUANTAS CALORIAS NECESITAS?

Esta herramienta es una sencilla calculadora que nos permite valorar, de un modo muy aproximado el gasto calórico diario. Consulta Dr. Luis Almagro. Marbella. Consejos que te ayudan a adelgazar
leer mas

El hierro en la alimentación...

Los estados carenciales de hierro determinan la aparición de anemia ferropénica, que se traduce en síntomas de debilidad y agotamiento, descenso del rendimiento intelectual,  falta de fuerza muscular, palidez de piel y mucosas, caída del cabello, tendencia a infecciones… pudiendo aparecer dolor de cabeza,  palpitaciones y arritmias en caso...
leer mas


bottom round image

footer blue big nice

Clínica del Dr. Luis Almagro // Nutrición y Obesidad // Podemos mostrarle el Camino
Teléfono 952 86 04 47. Fax 952 90 27 68. email info@drluisalmagro.com
Avenida Ricardo Soriano, 13 2ª Planta.29601.Marbella

Ultima actualización: 7 noviembre 2012 @ 21:32