round image on layout top

El hierro en la alimentación (II)

5 julio 2011 by Dr. Luis Almagro divider image

Los estados carenciales de hierro determinan la aparición de anemia ferropénica, que se traduce en síntomas de debilidad y agotamiento, descenso del rendimiento intelectual,  falta de fuerza muscular, palidez de piel y mucosas, caída del cabello, tendencia a infecciones… pudiendo aparecer dolor de cabeza,  palpitaciones y arritmias en caso de anemia más importante.

El déficit de hierro puede originarse por una ingesta insuficiente con los alimentos, por aumento de las necesidades (como ocurre durante el embarazo o en deportes de gran esfuerzo) por una insuficiente absorción intestinal, o por pérdidas relevantes de sangre, como es el  caso de menstruaciones abundantes o de úlceras gastroduodenales. También se puede dar anemia en el trascurso de enfermedades crónicas, o en pacientes sometidos a hemodiálisis.

Los grupos de población con mayor riesgo de sufrir anemia son las embarazadas, mujeres en edad fértil, niños en edad escolar, féminas adolescentes, deportistas de alto rendimiento, vegetarianos,  pacientes con insuficiencia renal -especialmente si están dializados- y personas con trastornos digestivos que alteran la normal absorción de nutrientes.

Una alimentación adecuada ayuda a prevenir el déficit de hierro y en consecuencia la aparición de anemia, si bien cuando esta ya está instaurada, a menudo es necesario realizar una suplementación farmacológica, que requiere de un tratamiento más o menos prolongado y que debe ser prescrita y supervisada  por profesionales médicos, ya que, en virtud de lo expuesto, resulta que no todos los suplementos de hierro son igualmente asimilables, además de la posible interacción con otros medicamentos (incluidos suplementos minerales).

Por otra parte, el diagnóstico de anemia ferropénica no se debe realizar basándose en síntomas subjetivos, ya que requiere de analítica de sangre que descarte otros motivos de anemia y confirme el origen del déficit en la falta de hierro, pues, como suele ocurrir con todo, el hierro en exceso es también perjudicial.

                    Clínica Dr. Luis Almagro. Marbella.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentario


Username*

Email*

Blog / Homepage?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.



Siguanos en Facebook Siganos en Twitter

Articulos varios

divider image

BIENESTAR DIGESTIVO: UN...

Es muy frecuente que, al confeccionar la historia clínica de los pacientes que acuden a consulta con el objetivo de perder peso, encontremos respuesta positiva al preguntar si tienen molestias digestivas que relacionen con las comidas. Ardor de estómago, hinchazón, pesadez, gases, estreñimiento…son algunos de los síntomas que a menudo...
leer mas

XXL

Comer saludablemente es un ejercicio de equilibrio y posiblemente de sentido común. Por eso además de la elección del producto que conforma nuestro menú, la cantidad del mismo será fundamental para mantener una alimentación adecuada. Al igual que cuando vamos a la compra no nos extrañamos que un kilo de pescado o de manzanas valga […]
leer mas

CUANDO EL ESTRÉS NO ES...

Vaya por delante que no soy psiquiatra, ni psicólogo, y por tanto no soy especialista, pero en mi condición de médico, y experimentado en vivir las emociones de mis pacientes, me veo con capacidad de opinar sobre esto. Mi interés en este post viene de la relación directa y bidireccional existente y demostrada entre estos […]
leer mas

Menos salero y mas salud. Sal...

La sal con la que habitualmente condimentamos las comidas contiene un mineral, el sodio, cuyo consumo en exceso es decisivo en la evolución y desarrollo de una enfermedad cardiovascular tan relevante como la hipertensión arterial. El exceso de sal – y la falta de ingesta de líquido- también está relacionado con la frecuente “retención de...
leer mas

RAZONES DE PESO PARA NO ABRIR...

Continuamos con la serie de artículos dedicados a desglosar los muchos motivos por los que determinados productos, englobados en la denominación “comida rápida” o “comida basura”, no debe pasar de ser de consumo muy ocasional. Además repasamos algunas de las pequeñas trampas de la publicidad que nos pueden llevar a comer algo distinto...
leer mas


bottom round image

footer blue big nice

Clínica del Dr. Luis Almagro // Nutrición y Obesidad // Podemos mostrarle el Camino
Teléfono 952 86 04 47. Fax 952 90 27 68. email info@drluisalmagro.com
Avenida Ricardo Soriano, 13 2ª Planta.29601.Marbella

Ultima actualización: 5 julio 2011 @ 17:35