round image on layout top

CELULITIS

29 junio 2017 by Dr. Luis Almagro divider image
Print pagePDF pageEmail page


Cuando hablamos de celulitis, desde un punto de vista médico estético, nos estamos refiriendo a una alteración del tejido subcutáneo, en el que generalmente existe un acúmulo de tejido graso y que se asocia a una alteración de la circulación sanguínea y/o linfática. Esto da lugar a una desectructuración del tejido visible y como resultado se producen modificaciones visibles como piel de naranja, nódulos y zonas endurecidas. Nos estamos refiriendo a un proceso crónico, que suele afectar  principalmente a mujeres de cualquier edad o raza, que no hay que confundir con sobrepeso u obesidad, ni siquiera con presencia de grasa localizada. Quizás se trate del problema estético que más preocupa y uno de los que mayores demandas de tratamientos genera.

Su origen o las causas que la producen son múltiples y relacionadas entre si. Por tanto no existe una causa única, y generalmente es el resultado de la combinación de diferentes factores predisponentes, desencadenantes y agravantes. Es importante destacar que no existe celulitis sin alteración vascular y por tanto siempre estará presente en mayor o menor grado. También influyen desequilibrios hormonales; la morfología del cuerpo y problemas posturales; malos hábitos dietéticos, como exceso de azucares, simples sobre todo  y de grasas no saludables; el tabaquismo; el sedentarismo, el estreñimiento; la toma de determinados fármaco;, el estrés y muchas más causas o circunstancias que influyen en mayor o menor medica.

Existen diferentes tipos de celulitis en función de las causas o del daño que hayan producido. En general podemos hablar de celulitis compacta, blanda y edematosa y también de un  tipo mixto que tiene algo de todas. El tipo generalmente condiciona el tratamiento.

Aunque hay múltiples lugares donde puede localizarse, la más común es el área de las cartucheras, glúteos, muslos y rodillas.

Puede aparecer a cualquier edad, pero la etapas de mayor desequilibrio hormonal, pubertad, embarazo y menopausia son las de máximo riesgo.

De todo lo dicho anteriormente se deduce que no hay un único tratamiento ni una solución universal y lo correcto es hablar de programas de tratamientos combinados y basados en el diagnóstico de las causas que intervienen y el daño que se ha producido.

Siempre resultarán de utilidad medidas higiénico dietéticas preventivas, como no utilizar prendas de vestir que dificulten la circulación, no situarse demasiado cerca de fuentes de  calor directas como estufas, no utilizar frecuentemente zapatos planos o con demasiado tacón, no fumar, disminuir el abuso de alcohol…

Con relación a los hábitos alimenticios,  no difieren mucho de las recomendaciones de una alimentación saludable, evitar todo lo posible alimentos ultraprocesados; control del total de azucares de la dieta, sobre todo los simples; control del nivel de grasas no saludables de la dieta y que sea adaptada en aporte total de energía y de hidratos de carbono a las necesidades individuales. Pese a la creencia extendida, no existe ningún alimento protector ni beneficioso per se para la celulitis. Se trata de tener un patrón dietético adecuado.

El ejercicio físico es vital, y debe ser constante, reglado y adaptado a cada caso. Debe combinar ejercicio aeróbico y de fuerza, pues es de suma importancia el mantenimiento de la masa muscular. Son recomendables entre 4-5 horas de ejercicio semanal de intensidad media-alta.

La posibilidades de tratamiento médico incluyen muchas técnicas: mesoterapia, oxigenoterapia, carboxiterapia, endermologie o terapia subdermica, presoterapia, ultrasonidos.

La mesoterpia anticelulítica siempre ha sido uno de los pilares del tratamiento, y obviamente no es una casualidad. pués nos permite elegir diferentes fármacos en función de cada caso. Consiste en la inyección superficial de estos fármacos en el área a tratar mediante unas agujas especiales. En la actualidad existen productos muy eficaces y seguros. También se pueden usar gases (oxigeno y CO2), en lugar de fármacos. La mesoterapia es un tratamiento médico y que debe ser aplicada por médicos en centros autorizados, y esa es la mejor manera de no correr riesgos innecesarios

La combinación con técnicas mecánicas como endermologie (LPG) y/o presoterapia mejorará considerablemente los resultados, pues ofrecen un mecanismo de acción diferente. No todos los equipos, ni las técnicas de aplicación son las mismas y éste es un aspecto muy importante pues un mal uso puede dar lugar a más daño que beneficio.

Con relación al uso de cremas o geles anticelulíticos, cabría decir que se trata de una medida de apoyo, no puede ser el eje central del tratamiento y que es necesario ser muy constante y aplicar adecuadamente.

Finalmente decir que con un tratamiento adecuado al diagnostico, y bien aplicado se consigue mejorar notablemente el aspecto estético y el volumen. Pero desafortunadamente es un proceso vivo y en evolución que controlamos, pero no eliminamos, por tanto estos programas habrán de realizarse con periodicidad para mantener el enemigo a raya.

Dr. Luis Almagro.Marbella. Unidad de Medicina Estética

Foto: Pixabay


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentario


Username*

Email*

Blog / Homepage?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.



Siguanos en Facebook Siganos en Twitter

Articulos varios

divider image

SEEDO

En una entrevista publicada en el canal consumer,  el presidente de la Sociedad Española Para el Estudio de la Obesidad (SEEDO), Felipe Casanueva, a la que pertenecemos  ha realizado entre otras las siguientes afirmaciones: Se puede hacer que el paciente pierda peso, pero lo en realidad difícil es evitar que vuelva a  recuperarlo. Todavía no...
leer mas

EL CUERPO ME LO PIDE

Con éste argumento tan poco consistente como frecuente de escuchar, son muchos los que tratan de explicar o justificar un comportamiento alimentario que puede que no sea el más adecuado. Parto de la base de que el acto de comer no es exclusivamente un acto biológico. en el que aportamos al organismo las sustancias y […]
leer mas

¿Puedo comer fruta en la...

Esta es una pregunta que nos hacen con mucha frecuencia, y la respuesta siempre es ¿y por que no?. Las leyendas urbanas alrededor de la fruta son incontables, en la mayor parte de los casos por no decir en casi todos sin fundamento o con fundamentos falsos o verdades a medias. Las frutas  constituyen un […]
leer mas

TE VERDE

Un estudio publicado en la revista Nutrition Journal, elaborado por un equipo sueco, revela que la ingestión de una taza de té verde en la comida y/o en la cena o después de ella podría incrementar la saciedad, es decir disminuir la sensación de hambre. No se pueden sacar datos concluyentes con un sólo estudio, pero […]
leer mas

ALIMENTOS DISFRAZADOS DE...

Que la nutrición es una ciencia en constante cambio o evolución es un hecho evidente.  Los estudios y las evidencias científicas hacen que vayamos modificando cada  poco las recomendaciones de salud nutricionales.  Por tanto lo que escribimos hoy puede quedar desfasado en pocos meses, pero es lo que hay. Cada vez más somos más los...
leer mas


bottom round image

footer blue big nice

Clínica del Dr. Luis Almagro // Nutrición y Obesidad // Podemos mostrarle el Camino
Teléfono 952 86 04 47. Fax 952 90 27 68. email info@drluisalmagro.com
Avenida Ricardo Soriano, 13 2ª Planta.29601.Marbella

Ultima actualización: 29 junio 2017 @ 8:30