round image on layout top

UNA INVERSIÓN RENTABLE

13 enero 2016 by Dr. Luis Almagro divider image
Print pagePDF pageEmail page


Una curiosa paradoja: Cada vez hay más gimnasios, más macrotiendas de deporte y posiblemente más instalaciones deportivas públicas; Cada vez hay más carreras populares y más eventos deportivos; no cabe duda que cada vez estamos más convencidos de la necesidad y los beneficios que produce el ejercicio; incluso cada vez hay más campañas públicas en su favor. Pero la realidad, es que según datos de 2014, solo cuatro de cada diez españoles realiza ejercicio regularmente.

Cual es la causa: ¿Falta de tiempo? ¿Falta de ganas? ¿Falta de costumbre? ¿Pocas ganas  de esforzarse? ¿Poca conciencia de la necesidad y de lo que representa la inactividad y el sedentarismo? Seguramente un poco de todo.

La OMS dice que cualquier adulto debe tener un mínimo de 150 mtos semanales de actividad física moderada (que requiere un esfuerzo, y que acelera el ritmo cardaco), lo que representa unos 21 minutos diarios, aunque algunas guías hablan 30 minutos diarios. Esto incluye cualquier movimiento corporal producido por los músculos que conlleve un gasto energético y que puede darse dentro de la vida diaria: trabajo, ocio, tareas caseras y práctica de ejercicio. Pues ya es triste que según la OMS, en países de nuestro entorno el 45% de la población no llegue a esos niveles.

Según otros criterios se considera sedentario a aquel que no da 5.000 pasos al día. Esta es una prueba muy fácil de hacer, solo hay que colocarse un podómetro por la mañana y mirarlo al acostarse. Puede que muchos se sorprendieran de los resultados.

El problema no está en que si no hacemos ejercicio no obtenemos sus beneficios. Está en que su ausencia conlleva consecuencias directas, las principales derivadas de las pérdidas de masa muscular.

Hoy día la esperanza de vida es mayor, es un hecho que vivimos más tiempo. Pero a partir de determinadas edades cabe preguntarse ¿Vivimos mejor? ¿Que calidad de vida nos espera?. Creo que estaremos de acuerdo en que hay dos factores de salud que condicionan la calidad de vida:(en ausencia de enfermedad importante) : la capacidad cognitiva y la movilidad.

Cuando preguntas a muchas personas sobre que le preocupa de cuando envejezca, la mayoría tiene pánico al deterioro cognitivo, “a perder la cabeza” lo llaman algunos; otros muchos a enfermedades graves, e incluso a cómo resolver el tema económico. Pero a casi ninguno se le ocurre contestar: a la falta de movilidad. La movilidad proporciona autonomía, y esto es vital y yo diría que casi imprescindible para cualquier ser humano. Los que tenemos el deber y la responsabilidad de cuidar directamente de nuestros mayores somos plenamente conscientes de ello y lo vemos cada día.

Todos, de un modo u otro intentamos resolver nuestro futuro económico. Procurando tener una pensión y si es posible unos ahorros extras para la vejez. Buscamos tener cubiertas, en la medida de lo posible, las necesidades para esa etapa de la vida, para cuando no seamos capaces de producir lo que necesitamos. Invertimos o guardamos parte de nuestros recursos presentes para el futuro.

El músculo, y con ello la capacidad de movimiento,  se deterioran con el paso del tiempo, es innegable, pero se deteriora mucho más si al tiempo le añadimos sedentarismo, Dicho de otro modo la mejor manera de preservarlo, y con ello la movilidad y a su vez la autonomía es ejercitarlo. ¿Que mejor inversión de futuro? Pero si queremos invertir en calidad de vida, habrá que hacerlo desde pronto, porque de poco nos servirá cuando asomen las orejas del lobo.

Dr. Luis Almagro. Marbella.


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentario


Username*

Email*

Blog / Homepage?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.



Siguanos en Facebook Siganos en Twitter

Articulos varios

divider image

El hierro en la alimentación...

El hierro pertenece al grupo de los oligoelementos minerales indispensables para la vida, por intervenir en funciones tan importantes como el transporte de oxígeno a los tejidos, al ser constituyente necesario de la molécula de hemoglobina (proteína transportadora de oxígeno en los glóbulos rojos que, además, confiere a la sangre su color...
leer mas

RAZONES DE PESO PARA NO ABRIR...

Continuamos con la serie de artículos dedicados a desglosar los muchos motivos por los que determinados productos, englobados en la denominación “comida rápida” o “comida basura”, no debe pasar de ser de consumo muy ocasional. Además repasamos algunas de las pequeñas trampas de la publicidad que nos pueden llevar a comer algo distinto...
leer mas

Menos salero y mas salud. Sal...

La sal con la que habitualmente condimentamos las comidas contiene un mineral, el sodio, cuyo consumo en exceso es decisivo en la evolución y desarrollo de una enfermedad cardiovascular tan relevante como la hipertensión arterial. El exceso de sal – y la falta de ingesta de líquido- también está relacionado con la frecuente “retención de...
leer mas

Dime cuanto gastas y te diré...

Un estudio publicado en la prestigiosa revista The Lancet afirma que de seguir así las cosas en el año 2050 el 60 % de la población será obesa. Curiosamente se ha comprobado que existe una relación alarmante entre la progresión del sobrepeso y el gasto en comida. Tal es así, que la llamada epidemia de […]
leer mas

EL EJERCITO ENEMIGO II

En la primera entrada, dividimos los componentes del ejercito enemigo en la guerra contra los kilos de más, en tres batallones. Hoy nos toca hablar del segundo: INFLUENCIAS EXTERNAS El modelo alimentario habitual generalizado. Lo que se entiende por comer normal. Hemos desarrollado un modelo de sobreabundancia, tanto en disposición de comida...
leer mas


bottom round image

footer blue big nice

Clínica del Dr. Luis Almagro // Nutrición y Obesidad // Podemos mostrarle el Camino
Teléfono 952 86 04 47. Fax 952 90 27 68. email info@drluisalmagro.com
Avenida Ricardo Soriano, 13 2ª Planta.29601.Marbella

Ultima actualización: 15 enero 2016 @ 8:57