round image on layout top

El recreo: ¿qué comer?

15 septiembre 2011 by Dr. Luis Almagro divider image

La hora del recreo establece un respiro en la rutina de clases diarias de los escolares y suele ser momento propicio para realizar la comida de media mañana. En un plan de alimentación equilibrado, repartir la dosis total de comida diaria en cinco ingestas – donde  la media mañana y  merienda suponen pequeñas tomas entre comidas principales- es una opción que ayuda a mantener la sensación de energía y  evita llegar a las comidas principales con un hambre desmesurada. Sin embargo, en la práctica, la media mañana mal elegida se convierte en la comida que trastoca una buena alimentación.

Para comenzar, son demasiados los niños que en el recreo hacen la  primera ingesta del día. Es decir, no han desayunado y lo hacen cuando ya llevan unas tres horas de trabajo mental en  clase, además de las horas del sueño nocturno, sin haber ingerido ningún alimento. Esto es más frecuente cuanto mayor es el escolar, hasta el punto de que es un hábito consolidado en muchos adolescentes. Por otro lado, es momento para el consumo de bollería industrial, golosinas, batidos o zumos azucarados y otras golosinas, bien por la permisividad en ese sentido, bien porque son los propios niños los que eligen qué comprar con el dinero que se les entrega con ese fin (por cierto, fíjense qué responsabilidad delegamos a un infante: decidir su alimentación). Y a veces, incluso no tratándose de comida “basura”, el problema es que se toma una ración demasiado grande (un bocadillo de tortilla de patata y un zumo, por ejemplo). Una  consecuencia  de esto es que si la hora de comer no queda muy lejos,  cuando ésta llega, si el plato no es del todo de su gusto (niños malos comedores de verdura, por ejemplo) se pueden permitir “el lujo” de decir que no comen, y aguantar el hambre hasta el bocata de la merienda, repitiendo la jugada en la cena y volviendo a driblar la verdura. La otra consecuencia es la de propiciar el exceso de peso, en niños buenos comedores que comen en exceso en la media mañana y además completan el almuerzo.

Vistos los problemas, ¿qué soluciones tenemos?

Desayunar en casa, y para eso es necesario no haber cenado en exceso y levantarse con tiempo para realizar el desayuno.

El desayuno completo llevaría un lácteo, pan o cereal y fruta. Podemos dejar ésta última para la media mañana y sumarla, por ejemplo, a un yogur.

Algunos colegios han optado por acordar impedir llevar comida al recreo, o limitar las opciones a una fruta, un yogur o vegetales como una zanahoria o tomates cherry , sobre todo en colegios con comedor en los que la hora de comida comienza hacia la una de la tarde.

Respetar raciones pequeñas. El bocadillo o porción de comida debe ser tamaño  “tapa”: se trata de una pequeña toma para contentar el hambre hasta la comida, no de una comida en sí.

Además, que la hora de recreo sea una hora de actividad física, que suponga un paréntesis en tantas horas de pupitre. Para ello nada como recuperar los juegos del recreo o jugar una liga de equipos deportivos. Eso sí, la videoconsola portátil, mejor que se quede en casa.

Clínica Dr. Luis Almagro. Adelgazar en Marbella


One Response to El recreo: ¿qué comer?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentario


Username*

Email*

Blog / Homepage?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.



Siguanos en Facebook Siganos en Twitter

Articulos varios

divider image

PEQUEÑOS EXCESOS

Repetimos, con molesta insistencia,  que independientes de aspectos genéticos, el sobrepeso y la obesidad están motivados por  un desequilibrio entre la energía  que se ingiere  y lo que se gasta. Lo que representa un incremento de los depósitos energéticos en forma de grasa corporal. Por  tanto para adelgazar, no existe otra solución...
leer mas

La importancia de una dieta...

  ¿Somos lo que comemos?, pues miré usted quizás no tanto, pero esta claro que influye en lo que nos convertimos. Según su origen griego dieta es un régimen de vida. Esto es, la dieta no sólo es la comida, sino la actividad física, el trabajo, el descanso, incluso diría yo el modo de pensar […]
leer mas

UNA INFUSION PARA EL VERANO

En verano las bebidas calientes se hacen menos apetecibles. Pero recientemente hemos encontrado una nueva gama de infusiones frias (también se pueden tomar calientes) que pueden resultar muy útiles y refrescantes además de no aportar ninguna caloría extra. En esta ocasión nos referimos a una infusión con sabor a piña colada y que entre sus...
leer mas

EL TAMAÑO SÍ IMPORTA

 Parece una tendencia natural el pensar que si algo es bueno, mucho de ese algo será mejor. Esta es la base de un error que fundamenta buen número de los casos de exceso de peso que cada día atendemos en la Clínica de Doctor Luis Almagro. Un ejemplo prototípico lo constituye el aceite de oliva. Después de […]
leer mas

CALORIAS BEBIDAS

La ingestión de líquido tiene una función indispensable: garantiza el aporte del agua necesaria para que se lleven a cabo los procesos químicos que aseguran el correcto funcionamiento del organismo. Pero cuando bebemos no siempre es agua lo que tomamos. Las posibles bebidas, ampliadas por la extensa oferta comercial existente, ocuparían una...
leer mas


bottom round image

footer blue big nice

Clínica del Dr. Luis Almagro // Nutrición y Obesidad // Podemos mostrarle el Camino
Teléfono 952 86 04 47. Fax 952 90 27 68. email info@drluisalmagro.com
Avenida Ricardo Soriano, 13 2ª Planta.29601.Marbella

Ultima actualización: 29 octubre 2011 @ 12:11